Las piedras para hornear redondas se utilizan a menudo para hacer pizzas.

Hacer pizza en casa puede ser una comida divertida, y usar una piedra para pizza puede ayudar a asegurar que la base de la pizza quede crujiente, masticable o como a usted le guste. La elección de la mejor piedra para pizza comienza midiendo cuidadosamente su horno para asegurarse de que la piedra encaje bien dentro del horno. Ayuda elegir una piedra que se acerque lo más posible a las dimensiones del horno; esto ayuda a que la piedra capture y retenga el calor de manera más eficiente. Asegúrese de considerar también su presupuesto, ya que el precio de las piedras puede variar según el tamaño y la calidad.

Algunas pizzas crujientes se hornean por un corto tiempo en un horno de ladrillos muy caliente.

Las piedras generalmente están hechas de ladrillo refractario, que es un material que puede capturar y retener el calor de manera efectiva, distribuyendo el calor de manera uniforme por todo el horno y produciendo una pizza cocinada de manera más uniforme. Algunas piedras son más delgadas que otras y algunas son más propensas a agrietarse. Asegúrese de leer reseñas de piedras para pizza en Internet para averiguar qué tan duraderas han sido para otros clientes las piedras que está considerando comprar. No debe basar su decisión completamente en estas revisiones únicamente, pero pueden darle una indicación si existe un problema constante con una marca específica de piedra.

En general, las piedras más gruesas son mejores. Son más resistentes al daño y al agrietamiento, y pueden retener el calor de manera más eficiente. Los modelos de piedra para pizza generalmente vienen en cuadrados o círculos. Ambos suelen ser muy adecuados para hacer pizzas, pero la piedra cuadrada cubrirá más parte del horno y hará que poner la pizza sobre la piedra y quitarla sea mucho más fácil. También es una buena opción si tiene la intención de hacer otros tipos de comida en la piedra, ya que la piedra cuadrada le brinda más opciones de colocación. Sin embargo, las piedras redondas pueden ser menos costosas, así que si tienes un presupuesto ajustado, considera la piedra redonda en su lugar.

El aficionado al bricolaje puede hacer una piedra para pizza desde cero comprando baldosas de cantera sin esmaltar en una ferretería local o en una tienda de suministros. Estas baldosas se pueden colocar en el horno para capturar y retener el calor de la misma manera que lo haría una piedra para pizza, y el costo de las baldosas será significativamente menor que el de una piedra. Sin embargo, las baldosas deberán colocarse antes de cada uso, lo que significa una mayor inversión de tiempo y pueden ser propensas a agrietarse debido a la alta temperatura del horno.