Significado | Concepto | Definición:

Los mejores materiales de seguridad son aquellos que abordan los mayores factores de riesgo. El gerente de seguridad debe evaluar los riesgos que plantea la operación, comprender las habilidades y conocimientos de las personas que realizan la operación y estudiar experiencias industriales históricas y similares. Un enfoque multidisciplinario ayuda a garantizar que se evalúen los riesgos de diversas fuentes.

Algunas industrias requieren arneses de seguridad para evitar caídas cuando se trabaja a más de unos pocos pies del suelo.

Para evaluar los riesgos de seguridad de una operación, se deben examinar cuatro áreas principales. Los espacios de trabajo individuales y la instalación en general están protegidos contra obstáculos, peligros de tropiezo, equipo mecánico e iluminación deficiente. Se deben tener en cuenta los riesgos debidos a la operación cuando se ejecuta bajo parámetros operativos aprobados. Se elabora una lista separada de los riesgos inherentes a las operaciones fuera de los límites operativos. Finalmente, se deben recopilar los riesgos debidos a la inexperiencia del trabajador, la falta de capacitación, la falta de disciplina o problemas personales.

Un especialista en seguridad puede trabajar en estrecha colaboración con un gerente de proyecto de construcción para garantizar que una nueva instalación esté equipada adecuadamente para manejar emergencias.

Los materiales de seguridad se dividen en varios tipos diferentes. El primero es la literatura, el cine, las grabaciones u otros medios que informan, instruyen o advierten. Este tipo incluye manuales de seguridad, procedimientos operativos, instrucciones escritas y películas de capacitación.

El segundo tipo está orientado a primeros auxilios. Los materiales de este tipo incluyen estaciones de lavado de ojos, botiquines de primeros auxilios y duchas de emergencia. Los suministros de prevención caen en la tercera categoría: guantes de protección, arneses y botas de seguridad son ejemplos. El cuarto tipo es equipo de comunicaciones e incluye radios, teléfonos y alarmas de dos vías.

El último tipo son los suministros de mitigación específicos de la industria. Este tipo especializado cubre antídotos, desfibriladores y tanques de oxígeno. Estos materiales suelen personalizarse para una operación específica.

El gerente de seguridad compila una matriz de áreas de riesgo versus tipos de materiales de seguridad. Esta cuadrícula puede ayudar al gerente a evaluar qué materiales de seguridad son apropiados para cada tipo de riesgo. Este ejercicio también ayudará a evitar lagunas en la planificación de la seguridad. Por ejemplo, un trabajador remoto puede manipular un material dañino y recibir capacitación, equipo de protección y un antídoto. La cuadrícula puede recordarle al gerente que también debe haber una radio disponible.

Los riesgos creados por una operación que se sale de los parámetros operativos normales pueden representar el mayor peligro para el personal. Un enfoque de equipo es útil para evaluar estos riesgos. El equipo debe incluir expertos técnicos que estén familiarizados con las diferentes especialidades que cubren la operación. Una planta química puede requerir expertos en ingeniería química, química, ingeniería mecánica e ingeniería industrial, mientras que una operación de trituración de minerales puede no requerir ningún aporte de ingenieros químicos o químicos, pero se beneficiaría del conocimiento de un ingeniero de minas.

El equipo de seguridad también debe incluir operadores y técnicos de la línea. Se deben consultar los registros de accidentes y operaciones para aprender de la historia. Los consultores externos pueden ser útiles para proporcionar una base histórica amplia. Es posible que los representantes del equipo deseen visitar otras instalaciones similares para intercambiar información.

Los mejores materiales de seguridad nunca se compran. En cambio, se encuentran en la promoción de la gerencia de hábitos de trabajo seguros, la preocupación entre pares y la conciencia de la supervisión de primera línea. Un enfoque sistemático de la seguridad proporciona un argumento racional para la adquisición de los materiales de seguridad más apropiados.