Mejora tus habilidades auditivas: Guía de ejercicios y recomendaciones

Aunque se considera más difícil, es posible que los adultos mejoren sus habilidades auditivas.

Las habilidades auditivas son aquellas que se enfocan en la detección de sonidos, identificación de sonidos , discriminación de sonidos y comprensión de sonidos. En términos básicos, esto significa escuchar, identificar y comprender los sonidos. La mayor parte del trabajo auditivo se realiza con niños, pero los adultos también pueden mejorar sus habilidades. Puede mejorar sus habilidades auditivas escuchando y tocando música, manteniendo conversaciones e identificando diferentes tonos de voz y practicando la identificación de las diferencias entre sonidos similares.

Las habilidades auditivas son aquellas que se enfocan en la detección, identificación, discriminación y comprensión del sonido.

Anuncios

Antes de intentar mejorar las habilidades auditivas de una persona, es importante identificar cualquier problema que pueda tener con la audición o la comprensión. Un ejemplo es el trastorno del procesamiento auditivo (APD), una condición que impide que una persona procese la información que escucha. Una persona con APD puede detectar sonidos, pero los oídos y el cerebro no trabajan juntos para interpretar y comprender la señal auditiva, especialmente las señales del habla. Cuando se coloca en un entorno ruidoso, una persona con APD tendría muchas más dificultades para distinguir el habla en medio de otros ruidos externos que en un entorno de escucha óptimo. Un audiólogo puede determinar si una persona tiene APD.

Practicar la conversación puede ser beneficioso para mejorar las habilidades auditivas de una persona.

Si un niño tiene TPA u otra afección auditiva, hay varias cosas que se pueden hacer para mejorar sus habilidades auditivas. Sin embargo, el niño debe estar sano y no sufrir ningún otro impedimento auditivo, de lo contrario, estas prácticas podrían no funcionar. Dejar que el niño escuche una amplia gama de diferentes tipos de música y ayudarlo a apreciar la música es una buena manera de comenzar a mejorar las habilidades auditivas. Tocar y cantar canciones y rimas puede ayudar al niño a aprender a detectar diferentes sonidos y coordinar el reconocimiento de diferentes tonos entre el oído y el cerebro.

Anuncios

Una simple conversación con un niño también es muy útil para desarrollar sus habilidades auditivas. Al tener una conversación, puede hacer que el niño responda con diferentes intensidades de voz para asegurarse de que pueda escuchar intensidades de sonido específicas. Hacer que un niño responda con entonaciones de voz específicas, como la inflexión de la voz utilizada al hacer una pregunta, también es beneficioso para mejorar las habilidades auditivas de un niño.

Los adultos también pueden mejorar sus habilidades auditivas, pero puede ser más difícil. Un adulto ya ha establecido el marco neurológico en el cerebro, por lo que es más difícil cambiarlo en la edad adulta. El cerebro de un niño es mucho más “plástico” en términos neurológicos que el cerebro de un adulto, lo que significa que el cerebro de un niño cambia y se adapta más fácilmente.

Sin embargo, un adulto puede participar en el mismo tipo de ejercicios que los niños y también beneficiarse de ellos. Escuchar música, especialmente el reconocimiento de tonos, puede ayudar a mejorar sus habilidades auditivas en términos de fortalecer la relación entre el oído y el cerebro. Practicar la conversación también puede ser beneficioso si escuchas atentamente cómo diferentes personas usan las colas vocales para expresar significado.

Anuncios