Cómo se hace un documental.png

El mundo de las investigaciones resulta de lo más diverso y existen todo tipo de metodologías. Cada una de ellas tiene su propia razón de ser y los resultados no tienen nada que ver entre sí. Si bien es cierto que la técnica documental, fuera de los formatos audiovisuales, es la menos común, cabe hablar de ella para dar con sus claves. Un sistema fundamentado en el análisis y la comparativa entre muchas fuentes, ofreciendo así una información de la manera más objetiva posible. Por eso, no es de extrañar que el documental tenga una lectura confusa, aunque es de gran utilidad en el repaso de la historia.

Tipos de investigación para un documental

Para entender la metodología de la investigación documental, bien sea escrita o audiovisual, es necesario primero tener en cuenta los diferentes tipos que existen. En este sentido, encontramos dos opciones diferentes: la informativa y la exploratoria y, por redundante que pueda sonar, desde aquí explican su investigación al respecto.

A rasgos generales, podemos definir la investigación documental informativa como aquella que informa sobre un tema concreto. Durante dicha tipología, se pretende contar con detalle el objetivo del estudio y se lleva a cabo una síntesis con su propia estructura lógica. Además de reunir toda la información disponible, también se aportan nuevos enfoques para generar mayor riqueza en el proyecto.

Por el contrario, la exploratoria se basa en el análisis de diferentes hipótesis para averiguar su veracidad. Para ello, se debe comprender el conflicto en cuestión, para dar con su consecuente solución. Sin duda, es un trabajo más complejo que el anterior y, como tal, se divide en cinco fases diferentes.

Fases de la investigación documental exploratoria

La primera fase es el inventario de fuentes, apartado más relevante. Aquí se debe seleccionar el material que se va a emplear, reuniendo todo cuando va a ser objeto de investigación. Acto seguido, se pasa a la revisión del material para eliminar aquello que no sea útil.  En la tercera fase, conocida como comparación, se organiza la información y se equipara entre sí.

Tras comparar todas las hipótesis, pasamos a la interpretación, consistente en una lectura analítica de los textos, tratando de llegar a una opinión propia. Todo se cierra con las conclusiones, desentrañando tanto las causas como las consecuencias del material evaluado.

A modo de complemento, es necesario destacar las técnicas para obtener la información. Esta llega a través de las fuentes primarias, que brindan un material original sobre el tema concreto, y de las secundarias, proveniente de otros proyectos de investigación o incluso documentales.

Partes de un documental

La estructura de cada documental depende en gran medida del tipo de proyecto en el que estemos adentrándonos. No obstante, sí podemos diferenciar ciertos apartados comunes en todos ellos, habiendo de dejarlos perfectamente desarrollados en todos los trabajos.

Como cabría esperar, todo comienza con la elección del tema y la creación de un contexto sobre el que se va a oscilar. También debemos plantear los objetivos que tenemos en mente en un principio, marcando así una hoja de ruta. Objetivos que, a su vez, pueden ser generales o específicos.

Por otro lado, encontramos el marco teórico y metodológico del documental, espacio destinado a detallar el conjunto del proyecto. Aquí se deben incluir las citas y las referencias que están dando sentido al tema. Del mismo modo, debemos tener en cuenta el análisis de la cuestión, donde se estudia la información recogida y se lleva a cabo el consecuente texto para interpretar la realidad estudiada. Eso sí, nada se da por terminado hasta que no se llevan a cabo las conclusiones y se dejan claras cuáles son las fuentes consultadas durante todo el proceso.

Así pues, sabiendo cuáles son todas las partes básicas de un documental, ya te puedes poner manos a la obra. Recuerda que tu labor como analítico y responsable del trabajo es fundamental, abriendo las puertas a ciertas variaciones que otorgarán mayor nivel al proyecto