Tratamiento de quemaduras de tercer grado: Guía completa de tratamientos

El tratamiento de las quemaduras de tercer grado es un proceso de cuatro etapas. Las etapas comienzan con el tratamiento inicial, seguidas de pasos para eliminar la posibilidad de que aparezcan infecciones. La tercera y cuarta etapas se ocupan de la curación cosmética, como asegurar que la piel sane correctamente y prevenir las cicatrices cuando sea posible. Ninguna de estas etapas se puede realizar sin la ayuda de un profesional médico, y la mayoría de los médicos recomendarán que la persona con quemaduras de tercer grado acuda a un centro de quemados en determinadas circunstancias para maximizar la eficacia de las cuatro etapas del tratamiento.

Los primeros tres grados de quemaduras.

La primera etapa del tratamiento de las quemaduras de tercer grado comienza con las acciones iniciales tomadas. Es necesario realizar una evaluación para evaluar la gravedad de las quemaduras y, si las vías respiratorias se han restringido, se insertará un tubo de aire para garantizar los niveles adecuados de oxígeno dentro del cuerpo. A continuación, se colocarán vías intravenosas para ofrecer una hidratación adecuada, que es el problema más común asociado con este tipo de quemaduras. Las quemaduras más pequeñas se pueden tratar con medicamentos y ungüentos, mientras que las quemaduras de mayor escala pueden requerir medidas más agresivas, como una cirugía. Las quemaduras que cubren más del 5% del cuerpo deberán tratarse en centros especializados de tratamiento de quemaduras , pero las quemaduras más pequeñas pueden ser tratadas de manera eficaz por cualquier proveedor médico autorizado.

Anuncios

Un médico debe limpiar y vendar una quemadura de tercer grado.

La segunda etapa del tratamiento consiste en eliminar el riesgo de infecciones, que es la principal causa de muerte por quemaduras graves en todo el mundo. Limpiar la zona afectada es el primer paso. Dado que la quemadura provocará una disminución del flujo sanguíneo al tejido, será necesario limpiar el área y reemplazar los apósitos estériles con regularidad durante todo el día. Los antibióticos se bombearán a través del cuerpo mediante el uso de vías intravenosas o ungüentos, según la gravedad de la quemadura, así como el flujo constante de líquidos hidratantes. También se restringirá el movimiento, lo que ayuda en el proceso de curación. Esta es una etapa vital en el tratamiento, ya que las quemaduras de tercer grado infectadas pueden causar complicaciones médicas graves, así como la muerte en algunos casos.

Las quemaduras de tercer grado deben limpiarse y cubrirse con un apósito estéril, debido al alto riesgo de infección.

Anuncios

La curación adecuada de la piel es el tercer paso del proceso, pero es el primer paso cuando se trata de tratamientos cosméticos. Este tratamiento para las quemaduras de tercer grado comenzará tan pronto como se hayan estabilizado los principales riesgos y haya regresado el flujo sanguíneo. Este proceso puede involucrar injertos de piel, que es piel extraída de otra área del cuerpo y unida quirúrgicamente al área afectada. Si no es posible obtener suficiente piel del paciente, entonces se utilizará piel de donante, o incluso pieles compatibles de animales o de producción artificial. Las dos últimas opciones son solo temporales y deberán eliminarse. Sin embargo, la idea de un injerto de piel es colocar una capa de piel sobre el área para que la piel pueda sanar por sí sola.

El paso final en el tratamiento de las quemaduras de tercer grado es reducir la cantidad de cicatrices. La mayoría de las víctimas de quemaduras de tercer grado tendrán algunas cicatrices, pero para reducir la cantidad y el tamaño es importante que las heridas se sellen rápidamente y que la primera y segunda etapas se completen lo más rápido y completamente posible. El uso de ungüentos adecuados en las quemaduras aumentará la cicatrización y disminuirá las cicatrices, siempre que se aplique correctamente y de manera oportuna. El aspecto final de la prevención de cicatrices excesivas es cuándo se realizan los injertos de piel y cuán hábilmente se logran. Un buen cirujano puede marcar la diferencia entre cicatrices grandes y cicatrices pequeñas que no se notan fácilmente.

 

Anuncios

Mira estos Artículos

Subir