Significado | Concepto | Definición:

La mayoría del software utiliza una interfaz gráfica de usuario (GUI) para que una persona pueda enviar comandos al software señalando y haciendo clic, girando una perilla virtual o presionando una palanca virtual. Un control de palanca, que a menudo se usa para ajustar el volumen, se conoce como control deslizante.

Algunas configuraciones del mouse incluyen controles deslizantes.

El software de la tarjeta de sonido normalmente tiene un centro de control GUI para la configuración. En la mayoría de los casos, un control deslizante de volumen maestro recorta el volumen general, mientras que los controles deslizantes individuales establecen los niveles para canales como Line-In, Wave, Play Control, MIDI y CD-Audio. Los reproductores multimedia capaces de grabar utilizan controles deslizantes de manera similar y también pueden tener un control deslizante para equilibrar los canales estéreo izquierdo y derecho.

Las tarjetas gráficas vienen con un centro de control GUI para ajustar los atributos de la resolución del monitor de la computadora.

Sin embargo, el control deslizante es útil para más que ajustar el volumen. A menudo se usa para establecer limitaciones de búfer o la asignación de memoria utilizada para almacenamiento temporal por programas que requieren almacenamiento en búfer.

El software que se utiliza para mostrar la transmisión de video normalmente utiliza un búfer para compensar cualquier retraso en la recepción de paquetes de datos. El software carga previamente una sección del flujo en el búfer antes de mostrar la señal al usuario. Si se mantiene “un paso por delante de la transmisión” si los paquetes llegan tarde, es de esperar que haya suficiente transmisión en el búfer para seguir reproduciendo la película sin interrupciones. El usuario normalmente puede asignar la cantidad de memoria que desea usar como búfer mediante un control deslizante.

Otro uso del control deslizante es para crear colores personalizados en programas de arte o gráficos y en paneles de control del sistema operativo básico . Al elegir crear un color personalizado, el usuario normalmente hace clic en un rango de colores dentro de una paleta virtual, luego usa un control deslizante para profundizar o aclarar el tono, la saturación y la luminiscencia. De manera similar, los programas utilizados para editar fotografías digitales permiten al usuario presionar un control deslizante para ajustar el contraste, el brillo y el efecto gamma de la imagen.

Las tarjetas gráficas también vienen con un centro de control GUI para ajustar los atributos de resolución, color, contraste, mejora de imagen, escala y otras características del monitor. La mayoría de estos ajustes se realizan con un control deslizante. Un puñado de configuraciones del mouse también se establecen con un control deslizante, como la sensibilidad del mouse, la velocidad del clic, la velocidad de movimiento y los rastros del puntero.

Para ajustes incrementales, el control deslizante es el control de elección en los programas de software . La mayoría de los controles deslizantes muestran un valor numérico para el grado de ajuste como referencia. Es posible que muchas personas no se den cuenta de lo fácil que es realizar ajustes en el hardware mediante la interfaz del software.