El tiempo aire prepago se está convirtiendo en un método de pago popular para los usuarios de teléfonos celulares. Con tiempo aire prepago, los minutos se pagan por adelantado, como un bloque. Los clientes pueden comprar minutos, que luego marcan a medida que se usan. Por lo general, también hay un período de vencimiento en los minutos. Entonces, si no se usan dentro de un período determinado, a menudo 90 días, caducan.

Muchos teléfonos móviles de prepago dependen de las torres de telefonía móvil de proveedores de renombre.

Los minutos prepagos son perfectos para las personas que solo usan sus teléfonos celulares ocasionalmente. Es una excelente opción para aquellas personas que no desean quedar atrapadas en un contrato de servicio a largo plazo con un proveedor de servicios de telefonía celular . Es muy sencillo sin molestias ni compromisos para el usuario del teléfono celular. En muchos casos, el cliente de un teléfono celular solo necesita comprar un teléfono y elegir una empresa de renombre cuyo plan se ajuste a sus necesidades. Dado que no hay contrato, generalmente es fácil cambiar de proveedor de servicios y no hay tarifas para finalizar el servicio.

El tiempo de aire prepago es perfecto para consumidores que solo usan su teléfono celular ocasionalmente.

Además, el tiempo aire prepago es una excelente opción para aquellos clientes que tienen poco crédito o tienen un presupuesto limitado. La mayoría de estas empresas no realizan una verificación de crédito . Una vez que los clientes determinan cuántos minutos necesitan, es fácil comprar esos minutos, mantener los costos bajos y seguir un presupuesto. Por ejemplo, si un cliente solo quiere gastar $ 25 dólares estadounidenses (USD) cada mes en minutos de teléfono celular, y usa todo el bloque de minutos las dos primeras semanas del mes, tiene la opción de esperar hasta el próximo mes para reponer los minutos del teléfono celular.

El tiempo aire prepago se está volviendo popular entre los usuarios de teléfonos celulares.

El tiempo aire prepago también es ideal para los adolescentes. Les permite tener un teléfono celular para uso de emergencia o simplemente para informar a sus padres de su paradero, pero reduce las conversaciones largas y limita los mensajes de texto. Con los minutos prepagos, nunca hay cargos sorpresa que se puedan acumular.

A veces, los clientes pueden haber tenido un contrato anterior. Es fácil cambiar a minutos prepagos e incluso mantener el mismo teléfono celular y el mismo número de teléfono celular. Esta es una excelente opción para las personas que usan sus teléfonos de forma limitada.

Hay algunos aspectos negativos en el uso de tiempo aire prepago para teléfonos celulares. Primero, si todavía hay minutos en la cuenta de un cliente cuando llega a la fecha de vencimiento, perderá esos minutos. En segundo lugar, los minutos pueden costar más que los planes contractuales de un proveedor de servicios. Por ejemplo, un teléfono celular prepago puede cobrar $ 0.25 USD por minuto, mientras que un contrato de servicio solo puede cobrarle al cliente $ 0.10 USD por minuto. Finalmente, cuando se acaban los minutos, el servicio se detiene hasta que se compra otro bloque de tiempo aire; esto puede suceder en medio de una conversación, lo que puede resultar molesto para el cliente.

Un teléfono con tiempo aire prepago puede ser ideal para personas mayores que no quieren un contrato.