La gestión del cambio tecnológico es el proceso de planificación de una inversión en TI.

La tecnología de la información suele ser una empresa costosa que requiere una planificación y un análisis cuidadosos. Las empresas utilizan esta automatización como método para mejorar la productividad y las ganancias. La gestión del cambio tecnológico es el proceso de planificación de una inversión en TI. Por lo general, esto incluye una revisión detallada del costo, los beneficios y los impactos de la capacitación de la nueva automatización para la empresa.

Un análisis de costo-beneficio determina el verdadero valor de una nueva inversión para una empresa. Este análisis se utiliza a menudo como parte del proceso de gestión de cambios tecnológicos . Los ejecutivos pueden revisar el análisis de costo-beneficio para determinar si se debe realizar una inversión en TI. Los nuevos procesos que generan alta productividad y ventas con menores costos brindan el mejor valor para una empresa.

La mayoría de las inversiones en tecnología tardan varios años en devolver valor a una organización. Este período de tiempo se conoce como cálculo de retorno de la inversión (ROI). La gestión del cambio tecnológico utiliza algoritmos de ROI para determinar los beneficios de la nueva tecnología. Por lo general, una empresa buscará un ROI de menos de tres años.

Cuando una empresa implementa nuevos productos de software en su operación, el cambio generalmente tendrá efectos de costos duraderos. Esto incluye los costos de mantenimiento, licencias y soporte del hardware, que podrían durar muchos años después de la inversión inicial. La gestión del cambio de tecnología tiene en cuenta este costo dentro de un algoritmo conocido como costo total de propiedad.

Una actualización técnica es el reemplazo de las computadoras y otros dispositivos de una empresa. Esta actualización de hardware y software se realiza normalmente cada cinco años. La gestión del cambio tecnológico es el proceso formal que rastrea la necesidad y los costos asociados con los esfuerzos de actualización técnica. Esto incluye teléfonos celulares, laptops, computadoras y software.

Muchas empresas se ven obligadas a actualizar las aplicaciones porque el proveedor ya no admite el software. Este es un problema común porque todo el software tiene obsolescencia incorporada. Una vez que un producto deja de ser compatible, la empresa se ve obligada a actualizarse. Esta es una decisión difícil para una empresa que requiere técnicas efectivas de gestión del cambio de tecnología.

Agregar nueva tecnología puede tener un impacto importante en la productividad y el desempeño del personal en toda la empresa. La gestión eficaz del cambio requiere una revisión detallada de los procesos comerciales actuales, las estrategias de formación de usuarios y los enfoques de gestión del cambio. Cuando se introduce nueva tecnología de manera formal y estratégica, es más probable que la organización la adopte.