La planificación del desarrollo personal es la más efectiva cuando se enfoca en un aspecto específico que necesita ser cambiado.

La planificación del desarrollo personal es el proceso de establecer metas y objetivos para lograr hitos individuales en la vida. La planificación puede estar relacionada con la carrera, la educación, la superación personal o cualquier otro aspecto del avance. El proceso generalmente da como resultado un plan de desarrollo personal o profesional (PDP) escrito , también conocido como plan de desarrollo individual (IDP).

La planificación del desarrollo personal puede estar involucrada con las parejas que deciden formar una familia.

Hay varios contextos en los que se desarrolla un plan formal para impulsar el avance individual. En las escuelas primarias, los estudiantes tienen planes educativos individuales para estructurar la enseñanza según sus necesidades particulares. Los trabajadores sociales utilizan a los desplazados internos como parte del proceso de gestión de casos para ayudar a los clientes a diseñar un camino hacia la estabilidad y el bienestar . En un contexto cotidiano, la planificación del desarrollo personal es una herramienta utilizada con mayor frecuencia por empleadores, entrenadores de vida y por personas en entornos de autoayuda.

La planificación del desarrollo personal es una herramienta eficaz para las personas que desean realizar cambios en su estilo de vida.

La gestión de recursos humanos es quizás el uso más estructurado de la planificación del desarrollo personal. Los gerentes de esta área de negocio son responsables de maximizar el capital humano de una empresa . Una de las mejores prácticas para garantizar que la fuerza laboral de una empresa se cumpla de manera significativa y amplíe constantemente las habilidades es desarrollar un PDP para cada trabajador. Este plan identifica los objetivos y ambiciones del individuo y dónde se ve a sí mismo en la empresa en los próximos años. A continuación, incluye actividades, como los logros educativos y la formación, que permitirán al trabajador alcanzar sus objetivos.

La planificación del desarrollo personal puede ayudar a las personas a alcanzar sus metas de pérdida de peso.

El PDP se puede utilizar como una herramienta de evaluación en un entorno de recursos humanos, beneficiando tanto al empleador como al empleado. Por ejemplo, los maestros generalmente pasan por una planificación formal de desarrollo personal al comienzo de sus carreras que identifica lo que deben hacer para obtener credenciales en ciertas materias y una licencia permanente. Cuando se revisa a un maestro cada año, los supervisores utilizan el PDP para realizar un seguimiento del progreso hacia las metas. Por lo general, un maestro tiene una cantidad limitada de tiempo para obtener ciertas credenciales, y el PDP lo ayuda a mantener sus objetivos generales en el camino correcto.

Tanto los educadores de la escuela primaria como los estudiantes se encuentran entre los que se someten a la planificación del desarrollo personal.

La planificación del desarrollo personal también es utilizada por personas en entornos menos formales. Siempre que una persona quiera cambiar el rumbo de su vida o hacer avances en áreas que antes no estaban enfocadas, la elaboración de un PDP escrito suele ser una de las actividades sugeridas. Los seminarios motivacionales y los libros de autoayuda generalmente requerirán que una persona anote las metas y objetivos por marco de tiempo y trazar los pasos necesarios para lograr esos fines. Es un proceso de imaginar dónde una persona quiere terminar y luego completar los espacios en blanco funcionales. En muchos aspectos, la planificación del desarrollo personal es muy similar a la redacción de un plan de negocios para una vida individual.