Significado | Concepto | Definición:

La proa es la proyección sobre la línea de flotación en la parte delantera de un barco. Tiene un diseño puntiagudo para reducir la resistencia y facilitar el movimiento suave de la embarcación a través del agua. El diseño de la proa requiere una cuidadosa previsión, ya que un diseño deficiente puede desestabilizar un barco, ralentizarlo o hacer que funcione con lentitud en el agua.

Estos rasgos son indeseables, ya sea en un barco de carga o en un velero . Esto es parte de la estructura general en la parte delantera del barco conocida como proa, el complemento de la popa en la parte trasera del barco.

La proa está en la parte delantera de un barco, por encima de la línea de flotación.

Es tradicional pintar el nombre del barco en o cerca de la proa, para que sea fácil de identificar, y también puede tener espacio para anclas y equipo relacionado, incluidas marcas adicionales para proporcionar información sobre el barco.

Si el barco tiene un mascarón de proa, se monta en la parte delantera de la proa, unido a un larguero saliente. También puede tener marcas que indiquen la elevación por encima de la línea de flotación con el fin de medir la carga de un barco. Esto puede resultar útil para calcular el calado del barco y determinar si está peligrosamente sobrecargado.

Como el resto del exterior del barco, esta sección está tratada con pinturas resistentes diseñadas para resistir la corrosión y otros problemas. Muchos barcos tienen un sistema anticorrosión en o cerca de la línea de flotación para desalentar el desarrollo de óxido.

Periódicamente, el barco se saca del agua para eliminar las algas, percebes y otros organismos, y se puede comprobar si hay signos de corrosión en el barco. El proceso termina con una nueva superficie y una nueva capa de pintura para proteger el casco.

Los rompehielos tienen un diseño de proa especial para ayudarlos a atravesar capas de hielo. Estos barcos son útiles para despejar rutas de navegación o para realizar investigaciones en áreas donde el hielo marino puede dificultar el viaje en un barco regular.

La proa está reforzada y toda la proa está ponderada. Esto permite que el barco rompa el hielo, dejando una franja de agua clara y navegable a su paso. El agua se volverá a congelar a distintas velocidades, según el ancho del canal y las condiciones meteorológicas.

Los escaladores también usan el término “proa” para referirse a una proyección sobresaliente en la roca que puede parecerse a la proa de un barco desde abajo. El significado pretendido de la palabra suele ser muy claro en el contexto, ya que la escalada y el envío ocurren en entornos muy diferentes.