La química orgánica es una rama de la química que implica el estudio de las estructuras, la composición y la síntesis de compuestos que contienen carbono . Para comprender esta forma de química, es importante tener en cuenta que todas las moléculas orgánicas incluyen no solo carbono, sino también hidrógeno . Si bien es cierto que los compuestos orgánicos pueden contener otros elementos, el enlace entre el carbono y el hidrógeno es lo que hace que un compuesto sea orgánico.

La química orgánica se centra en el estudio de estructuras, composición y síntesis de compuestos que contienen carbono.

Originalmente, este campo se definió como el estudio de compuestos creados por organismos vivos, pero su definición se ha ampliado para incluir también sustancias sintetizadas artificialmente. Antes de 1828, todos los compuestos orgánicos se obtenían de organismos vivos. Los científicos no creían que fuera posible sintetizar compuestos orgánicos a partir de compuestos inorgánicos, y muchos de los que intentaron hacerlo fracasaron. En 1828, sin embargo, la urea se hizo a partir de sustancias inorgánicas, allanando el camino para una nueva definición de química orgánica.

Cada año, los químicos orgánicos hacen descubrimientos que son útiles para mejorar los medicamentos.

Hay más de 6 millones de compuestos orgánicos conocidos y, además de ser abundantes, también son únicos. Esto se debe a que los átomos de carbono tienen la capacidad de formar enlaces fuertes con muchos elementos diferentes. Los átomos de carbono también pueden unirse covalentemente a otros átomos de carbono, al mismo tiempo que forman enlaces fuertes con otros átomos no metálicos. Cuando los átomos de carbono se unen, pueden formar cadenas formadas por miles de átomos, así como anillos, esferas y tubos.

Muchas personas consideran que la química orgánica es muy complicada y no está relacionada con la vida diaria. Aunque el estudio de esta disciplina puede resultar complejo, es muy importante para la vida diaria. De hecho, los compuestos orgánicos son parte de todo, desde los alimentos que la gente come hasta los productos que usa. Son importantes en la creación de ropa, plásticos, fibras, medicamentos, insecticidas, productos químicos derivados del petróleo y una larga lista de productos que se utilizan para mantener la vida y hacerla más conveniente.

Este campo de estudio es importante no solo para aquellos que están interesados ??en carreras relacionadas con la ciencia, sino para todos los individuos que viven hoy y para aquellos que nacerán en el futuro. Es clave para desarrollar nuevos productos y mejorar aquellos de los que las personas se han vuelto dependientes. Cada año, los químicos orgánicos hacen descubrimientos que son útiles para mejorar los medicamentos, ayudar al crecimiento agrícola, comprender el cuerpo humano y realizar innumerables tareas importantes para la persona promedio.