La sociología de la música es el estudio de cómo las personas y la música se impactan entre sí. Incluye una variedad de ideas sobre cómo los valores y circunstancias sociales cambiantes pueden reflejarse en la música popular de una cultura o subcultura determinada. Estos estudios de sociología a menudo examinan cómo y por qué ciertos grupos culturales se identifican fuertemente con un género musical específico . Estudiar el campo de la sociología a menudo implica rastrear las causas del comportamiento humano común, y la sociología de la música es una de esas áreas de especialidad. Los académicos que se enfocan en esta área intentan encontrar respuestas definitivas sobre por qué las personas tienen reacciones positivas a la música y por qué continúan escuchando sus tipos favoritos.

Las organizaciones religiosas pueden utilizar la música como parte de sus prácticas de adoración.

Las calificaciones para una carrera en sociología incluyen habilidades para investigar diferentes temas en profundidad y buscar respuestas más allá de las apariencias superficiales obvias. El estudio de la sociología de la música suele implicar el estudio de las instituciones establecidas que utilizan la música para fines específicos. Las organizaciones religiosas a menudo utilizan la música como parte de sus prácticas de adoración. Los gobiernos nacionales a veces usan la música para despertar sentimientos de patriotismo en los ciudadanos. Los académicos que investigan estos usos variados de la música con frecuencia tratan de identificar un hilo conductor en la música que le permita captar el interés de los oyentes por estos diferentes propósitos.

Los gobiernos nacionales pueden usar la música para despertar sentimientos de patriotismo en los ciudadanos.

Estudiar sociología de la música puede ser un requisito para obtener un título en sociología con énfasis en estudios culturales . Una creencia común entre los sociólogos es que las personas que favorecen un determinado tipo de música no pueden ser examinadas por separado de la sociedad en la que viven. Los valores, creencias y prácticas de la sociedad influyen en si sus habitantes otorgan un alto grado de valor a un tipo de música sobre otro. A pesar de los diferentes valores culturales, muchos sociólogos están de acuerdo en que la música sirve como un medio común de comunicación en cierto nivel. La música también tiene un lugar definitivo en el entretenimiento entre varias culturas diferentes.

La sociología de la música estudia el impacto de la música en las personas.

La sociología de la música también puede resaltar los efectos que tienen ciertos patrones de sonido en los estados mentales y emocionales de personas de diversos orígenes culturales. Los sociólogos que pueden sacar conclusiones de estos estudios de caso suelen tener un conocimiento práctico de cómo se organizan los ritmos, melodías y armonías. También pueden investigar cómo ciertas piezas musicales adquieren sus propios significados. Un debate frecuente en el campo es si la música tiene un significado inherente o si necesita oyentes cautivos para asignarle ese significado.

La música puede combinarse con diferentes estilos culturales de baile.