Significado de Magistrado

Un magistrado es alguien que tiene la autoridad para hacer cumplir las leyes, generalmente dentro de una jurisdicción limitada , como una provincia o condado.

El papel exacto de un magistrado dentro del sistema legal varía, dependiendo de la nación a la que sirve. En algunos casos, por ejemplo, un magistrado es un juez que se desempeña en un nivel muy alto, mientras que en otros casos un magistrado es simplemente un juez de paz , encargado de hacer cumplir infracciones menores.

Los magistrados permiten que los jueces de rangos superiores del poder judicial se concentren en casos más complejos.

La palabra se deriva del latín magister , que significa “maestro”. Alrededor de la Edad Media, el término “magistrat” ​​surgió en inglés, en referencia a un funcionario civil encargado de hacer cumplir la ley, y en 1374, surgió la forma moderna de la palabra.

El concepto subyacente de magistrado es bastante antiguo; los romanos, por ejemplo, tenían funcionarios civiles muy parecidos a nuestros magistrados modernos.

La jurisdicción de un magistrado cubre casos de hurto menor, como hurto en tiendas.

Como regla general, un magistrado maneja infracciones menores como robos menores, infracciones de tránsito y delitos menores similares con castigos muy definidos y claros.

Al tomar una carga de casos de delitos menos importantes, los magistrados liberan a los jueces en los rangos más altos del sistema judicial , lo que les permite concentrarse en casos más complejos.

Esto también hace que el sistema legal sea más eficiente, al garantizar que los juicios se puedan llevar a cabo con razonable rapidez.

Los magistrados tienen la capacidad de enviar personas a la cárcel.

Por lo general, un magistrado tiene autoridad en el distrito en el que trabaja, pero no tiene jurisdicción más allá de este punto. Los magistrados pueden enviar a personas a la cárcel, imponer multas por diversos delitos, desestimar casos, liberar a personas bajo fianza y realizar una variedad de tareas legales similares.

También pueden presidir juicios, escuchar pruebas y discutir las ramificaciones legales de varios casos con profesionales legales como abogados.

Los requisitos laborales para convertirse en magistrado varían, nuevamente dependiendo de la región en la que trabaja. Por lo general, se requiere algún tipo de educación como una licenciatura, junto con el interés y el conocimiento de la ley.

Los magistrados también deben poder comparecer ante la justicia de manera justa y sin prejuicios, dictando sentencias adecuadas para las diversas infracciones y asegurando que la ley se aplique de manera uniforme y adecuada.

Los magistrados no tienen que tener experiencia en derecho, aunque algunos sí.

Qué es Magistrado