Todo sobre agentes de comercio internacional: características, funciones y usos.

Anuncios

Un agente de comercio internacional actúa como representante de empresas que desean hacer negocios en otros países. Dichos agentes pueden facilitar cada paso del trato, desde localizar un proveedor hasta verificar el envío. Dependiendo de dónde trabajen, es posible que deban tener credenciales o certificaciones del gobierno. Sus servicios pueden incluir una gama de opciones para clientes de diferentes tamaños y necesidades.

Hombre sujetando un globo

Las empresas no están obligadas a trabajar a través de un agente comercial en muchos casos, pero pueden encontrar útil hacerlo. Este tipo de agente tiene representantes y oficinas en muchos países extranjeros y está familiarizado con las leyes pertinentes, incluidas las restricciones comerciales, los aranceles , etc. Trabajar con un agente de comercio internacional puede permitir que una empresa evite algunos errores comerciales comunes, como completar declaraciones incorrectamente o pagar un arancel inusualmente alto por una carga de mercancías.

Anuncios

Los agentes pueden reunir colectivos de empresas con productos para vender y conectarlos con compradores potenciales fuera del país. Los compradores pueden contactarlos para solicitar muestras e información sobre precios. El agente proporciona esta información junto con estimaciones de entrega y otros datos que pueden ser importantes para el comprador en el proceso de tomar una decisión. Si el comprador decide seguir adelante con una compra, el agente puede configurar el envío y la entrega en el almacén del comprador o en un puerto o aeropuerto local.

Los compradores también pueden acercarse a un agente de comercio internacional para solicitar ayuda para localizar vendedores que pueden no estar afiliados específicamente con el agente. En este caso, los agentes recorren sus países en busca de fuentes potenciales y devuelven información a los compradores que representan. Esto puede ser útil para los compradores que no pueden viajar para conocer personalmente a los vendedores, inspeccionar sus instalaciones y negociar acuerdos. Con ayuda, pueden acceder a más información y pueden encontrar más fácil el proceso de finalizar el trato.

Los abogados a veces trabajan como agentes de comercio internacional o consultores de firmas que ofrecen estos servicios. Trabajar con un abogado puede ser útil, ya que puede haber asuntos legales a considerar y algunas declaraciones comerciales requieren formularios legales y testigos apropiados. En los casos en que el agente no puede ofrecer servicios legales, normalmente puede proporcionar referencias a socios legales locales que pueden ayudar con este aspecto de un trato, si es necesario. Los agentes comerciales suelen establecer relaciones con una variedad de empresas en su país de origen para cubrir necesidades legales, preocupaciones de envío y otros asuntos como inspecciones veterinarias o agrícolas, si es necesario.

 

Anuncios

Un agente de comercio internacional actúa como representante de empresas que desean hacer negocios en otros países. Dichos agentes pueden facilitar cada paso del trato, desde localizar un proveedor hasta verificar el envío. Dependiendo de dónde trabajen, es posible que deban tener credenciales o certificaciones del gobierno. Sus servicios pueden incluir una gama de opciones para clientes de diferentes tamaños y necesidades.

Hombre sujetando un globo

Las empresas no están obligadas a trabajar a través de un agente comercial en muchos casos, pero pueden encontrar útil hacerlo. Este tipo de agente tiene representantes y oficinas en muchos países extranjeros y está familiarizado con las leyes pertinentes, incluidas las restricciones comerciales, los aranceles , etc. Trabajar con un agente de comercio internacional puede permitir que una empresa evite algunos errores comerciales comunes, como completar declaraciones incorrectamente o pagar un arancel inusualmente alto por una carga de mercancías.

Anuncios

Los agentes pueden reunir colectivos de empresas con productos para vender y conectarlos con compradores potenciales fuera del país. Los compradores pueden contactarlos para solicitar muestras e información sobre precios. El agente proporciona esta información junto con estimaciones de entrega y otros datos que pueden ser importantes para el comprador en el proceso de tomar una decisión. Si el comprador decide seguir adelante con una compra, el agente puede configurar el envío y la entrega en el almacén del comprador o en un puerto o aeropuerto local.

Los compradores también pueden acercarse a un agente de comercio internacional para solicitar ayuda para localizar vendedores que pueden no estar afiliados específicamente con el agente. En este caso, los agentes recorren sus países en busca de fuentes potenciales y devuelven información a los compradores que representan. Esto puede ser útil para los compradores que no pueden viajar para conocer personalmente a los vendedores, inspeccionar sus instalaciones y negociar acuerdos. Con ayuda, pueden acceder a más información y pueden encontrar más fácil el proceso de finalizar el trato.

Los abogados a veces trabajan como agentes de comercio internacional o consultores de firmas que ofrecen estos servicios. Trabajar con un abogado puede ser útil, ya que puede haber asuntos legales a considerar y algunas declaraciones comerciales requieren formularios legales y testigos apropiados. En los casos en que el agente no puede ofrecer servicios legales, normalmente puede proporcionar referencias a socios legales locales que pueden ayudar con este aspecto de un trato, si es necesario. Los agentes comerciales suelen establecer relaciones con una variedad de empresas en su país de origen para cubrir necesidades legales, preocupaciones de envío y otros asuntos como inspecciones veterinarias o agrícolas, si es necesario.

 

Mira estos Artículos

Subir