Significado de Zonificación

La zonificación es un acto fundamental del urbanismo. Ayuda a determinar la función de una propiedad en ubicaciones específicas para proporcionar la ciudad o pueblo mejor planificación. La propiedad puede dividirse en zonas para uso comercial o industrial, o para uso residencial.

A veces, las propiedades como los espacios para vivir / trabajar contienen múltiples zonas, algunas para uso residencial y otras para uso comercial.

Cuando el gobierno de la ciudad o el propietario de una propiedad desea cambiar los términos de uso de la propiedad, es posible que deban pasar por el proceso de zonificación de la propiedad física, que puede ser simple o complejo según las demandas y requisitos de la ciudad.

Las ciudades suelen estar separadas en zonas, con diferentes actividades permitidas en cada una.

Por ejemplo, podría ser propietario de un terreno muy grande dividido en zonas para una sola residencia. Para aumentar las ganancias, puede decidir dividir el terreno y construir una segunda residencia en él.

Legalmente, no puede hacer esto a menos que presente documentos de zonificación con el gobierno de su ciudad. Generalmente con propiedades grandes, esto es todo lo que se requiere.

Algunas ciudades limitan la cantidad de nuevos edificios que se pueden construir cada año.

Sin embargo, puede haber algunos problemas con la zonificación. Algunas ciudades limitan la cantidad de edificios nuevos que se pueden construir cada año y tienen límites de crecimiento específicos que podrían interferir con sus planes.

Es importante antes de comenzar a contratar arquitectos o constructores que se asegure de que la ciudad no rechace sus planes de rezonificar su propiedad para más de una residencia.

Las estaciones de servicio a menudo permanecen vacías durante años después de que están cerradas.

En otras ocasiones, la gente usa la zonificación para convertir un tipo de espacio en otro. En las ciudades más pequeñas, puede ver hermosas casas antiguas convertidas en edificios de oficinas.

En la mayoría de los casos, estos han tenido que cambiar de zona para cambiar de viviendas residenciales a oficinas comerciales. Si bien es posible que no necesite rezonificar su casa si opera una pequeña empresa desde su hogar, convertir una residencia en una serie de oficinas generalmente significa solicitar la zonificación .

Nuevamente, varias regulaciones de la ciudad pueden hacer esto imposible, por lo que siempre es importante verificar las limitaciones de zonificación en su ciudad antes de seguir adelante con los planes.

Ciertos negocios, como las licorerías, por ejemplo, pueden necesitar estar a una distancia definida de las escuelas.

Otra preocupación con la zonificación es la seguridad de convertir un edificio o propiedad de un tipo en otro. Notará, por ejemplo, que las estaciones de servicio con frecuencia permanecen vacías durante años después de su cierre.

Esto se debe a que es posible que no sea seguro construir sobre ellos para ningún otro propósito. Las antiguas áreas industriales zonificadas pueden someterse a un intenso escrutinio si se van a rezonificar como comerciales o residenciales.

Las ciudades deben asegurarse de que no existan restos de contaminantes o productos químicos tóxicos que puedan constituir un peligro para los nuevos residentes o trabajadores de la zona.

Las leyes de la ciudad, o las leyes del condado en áreas no incorporadas, tienden a determinar el grado en el que podrá rezonificar, para convertir el uso de un tipo de propiedad de una cosa a otra.

Si está considerando la zonificación , investigue estas leyes a fondo.

Las aplicaciones para cambiar la zona pueden variar de una ciudad a otra. Algunas solicitudes de zonificación son simples y otras tremendamente complicadas dependiendo de las restricciones que la ciudad o el condado tenga con respecto al crecimiento, el porcentaje de tipos de negocios permitidos y una variedad de otros factores.

La tierra designada para un uso, como residencial, a veces se puede rezonificar para otro uso o combinación de usos.

Qué es Zonificación